DIETA FILARMÓNICA PARA OBESIDAD ELECTORAL

Otras noticias Virginia Galvín

Desayuno de jornada electoral Anoche, mientras la Filarmónica de Viena atacaba en el Auditorio de Madrid el Cuarto de Bethoven bajo la batuta vivaz y bailarina del director colombiano Andrés Orozco, el recuento electoral iba demostrando que cuando el español miente (y oculta su voto), es que miente de verdad. Por el patio de butacas desfilaba una jet que no suda bajo sus planchadas e…

DE FÚTBOL, POLÍTICA, SEXO Y RELIGIÓN

Otras noticias Virginia Galvín

Castilla Me he propuesto vivir de espaldas al fútbol, ya que no me es posible darle la espalda a la campaña electoral. El fútbol y la política son, con el sexo y la religión,  los cuatro temas prohibidos a la mesa con desconocidos según las reglas de maricastaña. Ayer A. llegó glosando una cena profesional en la que el marido de una de las invitadas…

CUATRO HOMBRES PARA CUATRO CHICAS

Otras noticias Virginia Galvín

Debate a cuatro, ayer «Acabaré un martes cualquiera porque si no te importa elijo yo». «La Carga». Jorge Meyer. Ed El Sastre de Apollinaire. Mi vieja prevención contra los martes no es solo mía, lo cual tiene su parte buena -la compañía en la desdicha- y su parte mala -la evidencia de la vulgaridad-. Anoche además me acosté un poco tarde escuchando los salmos de…

SER HIPPIE Y UNA CASA DE VERANO

Otras noticias Virginia Galvín

Mi sobrina R. me informó ayer muy seria de que de mayor quería ser «o futbolista o domadora de delfines». Andábamos las dos barriendo hojas del jardín de esa comuna que compartimos mis hermanos y yo, un chalet decadente y sesentero donde casi siempre está roto casi todo y al que el abandono del invierno convierte en una escenario bélico con ginkana de esfuerzos colectivos…

¿TÚ TAMBIÉN VIOLAS PALABRAS? CALLA Y ESCUCHA A SOKOLOV

Otras noticias Virginia Galvín

Textura. J.G 1. Alberto Garzón anda mohíno porque Pablo Iglesias se ha etiquetado  como «socialdemócrata». Al de IU no da la gana de renegar de su adn -«comunista»-, pero en Unidos Podemos no caben dos calificativos ideológicos tan contundentes para echarse a las calles a seducir ciudadanos -esos seres tan ariscos y desganados-  y eso sin haber arrancado oficialmente la campaña electoral. El asunto de…

EL REGGAETON COMO EDUCACIÓN SENTIMENTAL (Con botas, pero en pelotas)

Otras noticias Virginia Galvín

«Había una vez tres muchachitas que entraron en la Academia de policía…Pero yo las aparte de todo aquello y ahora trabajan para mí. Yo me llamo…Charlie«.  Las chicas de mi generación -modernas, superadas, deliciosamente tardofranquistas- crecimos en la escuela sentimental de «Los Ángeles de Charlie», donde el hombre era dios. Lo oías pero no lo veías. Le obedecías a ciegas, poniendo en peligro hasta tu…

«TÚ NO ERES DE CIENCIAS NI DE LETRAS, TÚ ERES ARTISTA»

Otras noticias Virginia Galvín

Retrato de mujer caprichosa.  J.G «Si la vida tiene un fundamento sobre el que se apoya, si es un tazón que llenamos, llenamos y llenamos, entonces mi tazón, sin la menor duda, se apoya en este recuerdo. Es el recuerdo de yacer medio dormida, medio despierta, en la cama del cuarto de niños en St.Ives. Es el recuerdo de oír las olas rompiendo, una, dos,…

SOBRE ESPERAS, DESESPEROS Y UNA CHAMPIONS

Otras noticias Virginia Galvín

Hasta el día en que vuelva, de esta piedra Nacerá mi talón definitivo, Con su juego de crímenes, su yedra, Su obstinación dramática, su olivo. (César Vallejo) A estas horas espero la llegada de mi hija, que a su vez espera en Cibeles a su equipo, el Real Madrid, y una copa muy fea (la undécima, claman, y no entiendo que nadie quiera acumular semejante…

NOSFERATU HA VUELTO, ANDO LOCA DE CUELLO

Otras noticias Virginia Galvín

Anoche Nosferatu el Vampiro me hizo suya mientras Jordi Sabatés proyectaba su sombra en el  piano de la sala más negra de los Teatros del Canal. Ya he confesado mi  acusada predilección por los vampiros clásicos frente a la banalización de la figura de chupasangres hollywoodiense (y te incluyo, Coppola,  tu versión edulcora el romanticismo más puro y pone el foco en donde no debería,…

CRÓNICA DE UNA BODA (Amada en el amado transformada)

Otras noticias Virginia Galvín

«Me caso por chulería. Para toda la vida. Me caso porque ella es adictiva, porque tenemos las culpas muy equilibradas. Por su caos expansivo. Porque no te puedes enfadar con ella dado que es poeta. Porque ella transforma nuestra realidad. Porque me ríe todas las gracias. Porque creo que si la vida nos fuera fatal nos miraríamos y nos diríamos: ¿Y qué?» Mi amigo M….