PREGUNTAS BÁSICAS PARA UNA PRIMERA CITA

Otras noticias Virginia Galvín

«Cada domingo a las doce después de misa, los dormitorios de «La Nené» eran habitados por borrosos fantasmas que parecían brotar de las devencijadas camas, como si volvieran a la vida en busca de antiguos rastros prisioneros por las sábanas almidonadas de amor«. Encuentro en el relato de Fernando Iwasaki (Helarte de amar. Páginas de espuma) cierto consuelo de palabras ahora que el café ha…

LA DIETA NEW AGE O DIETA DEL CONTEXTO

Otras noticias Virginia Galvín

Si te quitan el café, la leche de vaca, la cerveza, los mejillones en escabeche, los embutidos ricos  y una larga lista de placeres radicales no sólo te quitan los alimentos. Te quitan su contexto. Una mujer a dieta de contexto no puede arrancarse a escribir de madrugada, porque el simple gesto de llevarse la taza a la boca es un ritual como el del…

NADIE SOBREVIVE SIN MÁS A GIL DE BIEDMA

Otras noticias Virginia Galvín

Anoche Gil de Biedma brujuleaba por Manila mirando muchachitos con inédito pudor y yo pensaba que hay, por ejemplo, dos tipos de hombre: los que ven el sombrero y los que ven la boa que se ha tragado al elefante. La diferencia no es sólo la obvia, es que los segundos a menudo y por efecto de una extraña transferencia sufren indigestiones pesadas y regurgitan…

SIETE PECADOS CAPITALES

Otras noticias Virginia Galvín

El Club. Pablo Larrain No hay nada tan impúdico como la escritura. El striptease destinado a perdurar, que no persigue la excitación momentánea, sino el asombro calcáreo, permanente. La imaginación es un músculo capaz de estirarse hasta el infinito. Y luego está el cine, que debe darte las pistas sin pecar de demasiado explícito, que te deja frío cuando es mediocre y te clava a…

CINCO RITUALES DE MUERTE PARA VIVOS

Otras noticias Virginia Galvín

Cementerio de San Juan (Puerto Rico) 1.«La condición humana tiene una característica propia, que es la maldad. Hay gente mala, con mal fondo, sin remordimientos. Y es así, aunque cueste aceptarlo«. Las palabras del psicólogo a la pregunta de cómo Rosario Porto y Alfonso Basterra  pudieron matar a su hija Asunta sobrecogen por frías y desnudas de ornamentación dramática. No busquemos enfermedad ni un diagnóstico…

DAVID CHIPPERFIELD Y LAS OCURRENCIAS

Otras noticias Virginia Galvín

Lo tuve que leer dos veces: «He limitado mi ambición en lugar de no limitar mi imaginación«. Lo decía David Chipperfield el otro día a Anatxu Zabalbeascoa. La arquitectura es un arte sometido a las leyes de la física, de las matemáticas, del buen gusto, de las proporciones. La imaginación desbordada y en pareja con la ambición produce monstruos, edificios que se caen. El ansia…

PREGUNTAS INCÓMODAS

Otras noticias Virginia Galvín

La otra tarde vino a casa mi sobrina A. para hacerme una entrevista. Estudia periodismo y soy su coach además de su madrina. Ella es breve de hechuras y larga de carácter. Así que soporta sin enfado que le tache y le escriba impertinencias en los bordes de sus textos que me envía: «¿De verdad crees que esto es un titular?» o «Esta frase está…

CINCO NOVELAS DE ADULTERIO

Otras noticias Virginia Galvín

Hojeo una de las cinco novelas de adulterio del siglo XIX: El Primo Basilio, de José María Eça de Queiroz. Las otras cuatro son Madame Bovary, La Regenta, Ana Karenina y Effi Briest, advierte la contracubierta del libro regalo de una tocaya generosa. Sería una buena pregunta de Trivial, creo yo. En estas novelas hay abundantes descripciones, mujeres apasionadas que van a sufrir y a…

ERÓTICA Y REFUTACIÓN DE VARGAS LLOSA

Otras noticias Virginia Galvín

Decía Vargas LLosa ayer: «Lo único que lamento es que la felicidad se consiga muchas veces causando infelicidad a tu alrededor» (Babelia). Un escritor enamorado, podría haberse titulado la extensa entrevista de Babelia a la manera del sueco Karl Ove Knausgård. Al peruano le han puesto verde en los mentideros viejunos, donde no se perdona que a los ochenta se alborote el corazón y detrás,…

DIANA VREELAND O LA MALDICIÓN DE LAS DIVAS

Otras noticias Virginia Galvín

Acto I En la clase de inglés surgen los nombres de los pájaros. No los identifico ni en español. El mirlo, el tordo, el grajo. La escasez de vocabulario siempre me descorazona. Conduce al circunloquio y a la imprecisión del «es como». Sueño con que despierto en un mundo donde alguien ha cambiado de nombre a las cosas, como esos invitados porculeros que mueven el…