VEINTE MIL DILETANTES Y UN ARTISTA (Y una buena película de cine español)

cine, Libros, Ocio, Otras noticias Virginia Galvín

“Probarlo todo, al modo de un crítico goloso, no es más que diletantismo; y veinte diletantes no valen lo que un solo artista. Hacer una sola cosa tiene más valor que comentar mil. Todo el follaje de un manzano no equivale a una manzana”. (Amiel. En torno al diario íntimo). Anoche un hombre en mangas de camisa se repartía el poder a rugidos con los…

¿OLIVER SACKS O STEVE JOBS?

Libros, Liderazgo Virginia Galvín

“No me queda tiempo para lo supérfluo“, escribió hace unos días Oliver Sacks, sabiéndose a un paso de la muerte en una carta valiente, conmovedora y descargada de todo victimismo que resume los pilares de la vida: afecto, conocimiento y disfrute. Después de leerla -me parece un ejercicio imprescindible- corrí a dársela a mi hija mayor, que hasta la fecha desconocía la existencia de “El…

¡AY POLLITO, LA QUE HAS LIAÓ! (curso de empatía para hombres)

Libros, Liderazgo, Mujer Virginia Galvín

El vestido de Audrie, en el Thyssen Arranco en mi noche desnortada de domingo un libro sobre monjas -“El enigma del convento“, de Jorge Eduardo Benavides (Alfaguara), que me dedica su autor: “Para V., esta historia de monjas, enigmas e independentistas (no catalanes)”. La trama se hilvana en las primeras páginas: la madre superiora de un convento recibe en su celda a una joven interna…

DE GABO, MACONDO Y EL MACONDISMO

Libros, Ocio, Otras noticias Virginia Galvín

Me pregunto cuánto hace que están listos los obituarios de García Márquez (Gabo para casi todos, debían ser íntimos). Y por qué son tan coincidentes. Si la muerte de un grande nos deja frente a un espectáculo tan unívoco que no admite más perspectiva que la del reconocimiento universal, la fanfarria y un cierto tufillo cursi y pelín impostado sobre cómo cambió nuestra vida “Cien…

COMO DIJO BERNARD SHAW (los hombres débiles buscan mujeres fuertes))

Libros, Mujer, Otras noticias Virginia Galvín

My Fair Lady En mayo de 1988 un hombre de apenas 20 años le regaló “Pigmalión”, de George Bernard Shaw, con una dedicatoria en la que le pedía formalmente matrimonio: “Quiero casarme contigo aunque te enfades y te pongas estúpida”. Mi amiga se sintió un poco Elisa Doolitle y prefirió no contestar. Veintitantos años después avanza hasta su librería, extrae un libro al azar y…